Los seis errores más comunes, cuando se lee el tarot…

Por Iñaki G. Ugarte

He visto, en repetidas ocasiones que en muchos tarotistas se presentan muchos hábitos innecesarios que pueden contribuir al fracaso y que son muy comunes. cuando comencé a estudiar tarot, yo mismo, a falta de una educación ortodoxa y un maestro en específico, caí en muchas de ellas durante años. Conforme vayas adentrándote en esta lectura iras identificándolas, tanto si lees el tarot como si te lo han leído, será de provecho para ti este artículo.

Ahora, ¿Por qué son necesarios saber e identificar estas mañas? Recordemos que la única verdad que tenemos del tarot es que es un misterio; no sabemos nada o casi nada del tarot. ni siquiera conocemos el origen de su nombre, el tarot mas antiguo que conocemos nació en Milán a mitad del siglo XV, pero se sabe que desde antes ya existían juegos de cartas, como el Mameluc, que habían sido usados como oráculos. La gente tiende a divagar demasiado cuando se deja poseer por la visión etérea de las cartas. Se han creado todo tipo de rituales y supersticiones que se han modificado o adaptado a lo largo de los años y que realmente no son indispensables, sino que son complementos de los practicantes que muchas veces caen en el delirio.

No quiero decir que este mal o que este estrictamente prohibido hacerlo. Pero si es cierto que muchas veces nos aparta de la esencia del tarot.

1-      Puesta en escena: el ambiente, así como la ropa que usamos cuando leemos el tarot es indispensable mantenerlo con un código de decoro. No es igual leerle a un desconocido, que leerle a tu mejor amigo de toda la vida. Cuando leemos el tarot, lo mas indispensable es crear una atmósfera relajante. Tener las cartas en un buen estado y evitar las distracciones. ¿En que tipo de ambiente te abrirías más al dialogo? Sin duda no sería en un lugar lúgubre o en mal estado. Así mismo, el usar muchas velas, cuarzos, inciensos o muchos otros elementos en la mesa conducen fácilmente a la distracción. Entre más profesional sea el espacio, más profesional será la sesión y el visón que el consultante tendrá del tarotista.

No caigas en el juego de la gitana misteriosa, una lectura siempre debe llevarse a cabo en un ambiente tranquilo y libre de molestias. Un profesional siempre crea una atmosfera relajada y que abra el dialogo.

2-      Los decretos de apertura y cierre: esto es un tema muy recurrente. La gente por lo general se tiende a pensar en el tarot como algo misterioso y oculto. Muchos tarotistas hacen todo un ritual de invocación a la hora de abrir la consulta y a la hora de despedirla. Aunque esto no está mal como tal, no es indispensable y la verdad es que no contribuye al nerviosismo de la gente. Cuando lees el tarot de manera profesional, el 80% de la gente que te consulta es inexperta en este tema o nunca ha se ha informado del todo. Es posible que busque el asesoramiento porque tiene un problema serio del cuál su circulo familiar o de amigos están casados de escuchar. Si nos ponemos a hacer rituales misteriosos con el consultante, lo único que haremos será confundirlo y posiblemente asustarlo.

El tarot opera por un principio de sincronicidad. aunque intencionar a tu consultante antes de comenzar, no es mala idea, la verdad es que no es necesario recitar ningún decreto.

3-      Juntar todos los arcanos: el tarot completo tiene setenta y ocho cartas que se dividen en dos subgrupos; Arcanos Mayores y Arcanos Menores. Mucha gente, cuando lee el tarot, combina estos dos grupos en un solo mazo. Hay un problema con ello; incrementamos la posibilidad de no contar con Arcanos Mayores en la tirada. Una tirad sin ellos, es lo mismo que tener un cuerpo sin huesos, son el esqueleto del tarot. Los Arcanos Menores son en realidad un complemento a los Mayores, son como sus apoyos.

Juntar Arcanos Mayores y Menores en un mismo mazo es una practica común, pero incrementa la posibilidad de no tener Arcanos Mayores en la tirada.

4-      Leer las cartas de cabeza: muchas personas dan a las cartas una significación de acuerdo a si se encuentran derechas o de cabeza. Este es un error terrible; primero que nada, cuando tú le das un significado negativo a los arcanos, conviertes la lectura en un análisis negativo de la vida de la persona, diciéndole en cierta forma; “las cosas están mal y no hay nada que hacer”. Por el contrario, cuando las lees derechas estas diciendo; “tal vez no esta todo como te gustaría, pero veamos que puedes hacer para que sea así”.

Al invertir las cartas, evitamos que estas se relacionen entre ellas.

5-      Decir “verdades”: nada es infalible en el tarot o en cualquier oráculo. Un tarotista es también un ser humano con las mismas posibilidades de errar de cualquier profesional de la salud. Nunca debemos hablar de algo como si fuera seguro o certero. Siempre debemos hablar desde lo que sabemos y desde lo que vemos. Nadie, por muy sabio o experimentado que sea está exento a equivocarse.

Nadie tiene la verdad absoluta o el futuro, pretender decirla solo denota soberbia y conduce al fracaso.

6-      Desconfiar: he visto esta situación repetirse muchas veces con personas muy buenas que no se creen lo bastante buenas para practicar profesionalmente. La gente huele la desconfianza; saben inmediatamente cuando no te sientes seguro/a de lo que dices. Cuando desconfías de tus interpretaciones la lectura se vuelve catastrófica. Así como no es bueno creer que somos el vidente que conoce todas las respuestas, no es bueno tampoco creernos poco eficaces a la hora de interpretar. Conforme vayamos adquiriendo experiencia nuestra confianza crecerá.

Confiar en ti es importante, no solo al leer el tarot, sino a la hora de crear una comunicación genuina con un ser humano.

Recuerda que esto es desde mi experiencia como tarotista y como consultante. Puede que muchos de estos errores te parezcan absurdos, pero una lectura de tarot es muy delicada a muchos niveles, le gente tiende a estar muy susceptible a lo que tienes que decirle como tarotista, por lo tanto, debemos procurar siempre hacer que las cosas sean lo mas fluidas y cómodas posibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *